El Comité Ejecutivo provincial de la UCR decidió girar actuaciones al Tribunal de Conducta partidaria para que evalúe la conducta del concejal Javier Suárez Ortiz.

La conducción partidaria citó el sábado pasado a los concejales Javier Suárez Ortiz y Celeste Aparicio para pedirles explicaciones sobre “las acciones recientes desarrollada en el Concejo Deliberante de la ciudad de San Luis” y decidió girar las actuaciones al Tribunal de Conducta partidario para que evalúe la conducta del concejal Suárez Ortiz.

«La Unión Cívica Radical rechaza todo acuerdo con el oficialismo municipal – provincial, y ratifica nuestra voluntad política de cohesionar el frente electoral y de construir una nueva mayoría en la Ciudad como en toda la Provincia», dice el comunicado del partido.

“Luego de escuchar las explicaciones de los concejales, el Comité Ejecutivo por mayoría de sus miembros resolvió comunicar a toda la sociedad, que la UCR San Luis no participó ni avala el procedimiento seguido por el concejal Javier Suárez Ortiz para la consecución de la Presidencia del Concejo Deliberante” señala el comunicado emitido por la conducción partidaria.

“Nuestro frente político, en general y el Radicalismo en particular, hemos sido depositario de la voluntad de miles de sanluiseños, que no se sientes representados por los valores y la gestión municipal y provincial, y es nuestro compromiso seguir construyendo una oferta política y electoral que cambie el rumbo en la ciudad y termine con 40 años del régimen provincial que nos gobierna”, agrega el comunicado.

A favor de pasar las actuaciones de Suárez Ortiz al Tribunal de Conducta partidario votaron Jorge Lucero, Javier Giménez, Nery Carlomagno, Calim Lemme, Daniela Medina y Gabriela Alaniz. En contra votaron Luis Lucero Guillet, Gonzalo Mastronardi, Silvia Antonacci, Matías Muñoz y Gabriel Fontañez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *